El cultivo de lechuga en macetas

Publicado en Agricultura Ecológica, Blog | 1 Comentario »

cultivo de lechuga

¿Cultivar lechugas en macetas? El cultivo de lechuga en macetas en el huerto urbano ecológico, en una terraza, un balcón, en mesa de cultivo o un patio. Si quieres saber cómo cultivar lechugas, te contamos todo lo que debes saber para disfrutar de esta hortaliza en recetas de cocina tan comunes como las ensaladas.

Puedes plantar diferentes tipos o variedades de lechuga: romana, mantecosa, lollo rosso, batavia, iceberg, trocadero, escarola…. y así comes ensaladas variadas y no te aburres nunca y aprovechas las propiedades y beneficios de la lechuga.

La lechuga, Lactuca sativa, es una hortaliza de hoja verde originaria de Asia (la India en concreto) que pertenece a la familia botánica Asteraceae, igual que la alcachofa o alcaucil, la stevia, la manzanilla y el girasol.

.

El cultivo de la lechuga en macetas

Siembra: puedes empezar a cultivar lechugas ecológicas por planteles de algún agricultor ecológico de tu zona o de algún vivero. Otra opción es que empieces desde cero sembrando las semillas de lechuga.

Para sembrar semillas de lechuga sigue estos pasos: Deja las semillas a remojo en agua 24 horas antes. Siembra las semillas en los almácigos o semilleros al doble de profundidad del grosor de la semilla. Presiona la tierra ligeramente y riega con cuidado. Mantén la tierra de los semilleros con un grado de humedad suficiente para favorecer la germinación de las semillas.

La temperatura óptima de germinación de las semillas de lechuga está entorno a los 17 ºC. Procura mantener los semilleros a esta temperatura y tardarán entre una y dos semanas en germinar.

Trasplante: Cuando las plántulas alcanzan aproximadamente los 10 cm de alto (puede haber transcurrido más de 30 días desde que sembramos) ya podemos trasplantarlas. Ten en cuenta el espacio que necesitará cada lechuga cuando alcanza su tamaño máximo, justo antes de la cosecha y procura no masificar los maceteros o jardineras. Procura dejar un marco de plantación de unos 30 cm² como mínimo para cada lechuga.

cultivo lechugaMaceta: tiestos, mesas de cultivo, containers, maceteros… cualquier recipiente que uses para plantar lechugas debe tener al menos 30 cm de profundidad y de diámetro.

Sustrato: tanto para los almácigos o semilleros como para las macetas o recipientes en en los que cultives las lechugas, puedes poner en la base del recipiente una capa de arena (para favorecer el drenaje del agua) y después mezclar una parte de humus de lombriz con dos de tierra y rellenar el resto del recipiente con esta mezcla. Procura tamizar la mezcla para evitar terrones de tierra que puedan dificultar el desarrollo de las raíces.

Clima: depende de la variedad, pero en general se pueden adaptar bien a climas templados y a los fríos.

.

Más artículos sobre huerto ecológico.

Temperatura: la temperatura óptima está entre los 5 ºC de mínima y los 25 ºC de máxima. Las lechugas suelen aguantar mejor las temperaturas bajas que las altas. En días muy calurosos la lechuga tiende a espigar y deja de ser apta para consumo porque se vuelve más fibrosa y las hojas tienen sabor amargo. Lo bueno es que podremos obtener semillas para próximas siembras, mira cómo extraer las semillas de la lechuga.

Luz: la lechuga es una planta no muy exigente en cuanto a la exposición al sol. Requiere de unas 4 a 6 horas de luz al día, pero puede adaptarse a zonas en semisombra también.

Riego: Para el caso de los planteles o semilleros te recomiendo que los riegues colocando una bandeja o recipiente similar debajo del container en que puedas echar el agua para que se vaya absorbiendo según se necesita. Posteriormente, cuando ya has trasplantado las plántulas de lechuga a su lugar definitivo de cultivo, podemos seguir usando el mismo sistema de riego, es decir, poner una bandeja o plato debajo del tiesto y echar ahí el agua. Así evitamos encharcamientos y la planta va absorbiendo poco a poco.

Las lechugas son exigentes con los riegos y necesitan tener siempre cierta humedad en la tierra. No aguantan bien la falta de agua.

Plagas: las plagas más comunes que nos podemos encontrar durante el cultivo de la lechuga son el pulgón, los caracoles y babosas, la mosca blanca y los trips.

Cosecha: en un periodo de 3 a 4 meses (dependiendo de la variedad de lechuga y de las condiciones de cultivo) ya podemos cosechar nuestras maravillosas lechugas ecológicas. Puedes tanto cosechar la lechuga entera, de una pieza o ir cosechando las hojas una a una cuando están maduras y seguirán brotando.

Únete a otros hortelanos que ya están disfrutando de sus huertos ecológicos con la ayuda de nuestro libro “Huertos urbanos y macetohuertos” en el que encuentras mucha información útil sobre horticultura ecológica urbana, ¡consíguelo ahora!.


.

1 respuesta a El cultivo de lechuga en macetas

  1. Me gustan los girasoles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *