¿Cómo se cultiva en pacas o fardos de paja?

Publicado en Agricultura Ecológica, Blog | 3 Comentarios »

cultivar fardos paja

Una posibilidad diferente y alternativa es la de crear un huerto, o incorporar al que ya tenemos, pacas o fardos de paja en los que cultivar hortalizas, aromáticas, medicinales y plantas ornamentales.

Para el cultivo podemos elegir entre pacas de trigo, avena, centeno o cebada (porque las semillas han sido retiradas), los tallos del heno, por ejemplo, todavía conservan las semillas e incluso otro tipo de semillas de otras plantas, por lo que no optaremos por ellos.

Podríamos ver los fardos de paja como containers o macetas. Se pueden desplazar de un lugar a otro una vez que hemos cultivado nuestras plantas, lo cual es muy beneficioso en caso de que tengamos que protegerlas del frío, lluvias, o incluso en caso de plagas y enfermedades para aislar las plantas que tengamos que tratar y se minimice el contagio al resto.

La parte del fardo con la paja más estrecha debe quedar en la parte de arriba. Como la paja está cortada y hueca permitirá que el agua de riego penetre bien. Es más efectivo poner este lado boca arriba que el otro lado en el que la paja está doblada sobre sí misma.

Dos semanas antes de cultivar, debemos preparar las pacas de paja, así tendremos mejores resultados. Durante los 3 primeros días mantendremos las pacas siempre húmedas. Tendremos que mojarlas durante este periodo para asegurarnos de que no se sequen. Del día 4 al 9 seguiremos mojando las pacas pero añadiremos al agua un té de compost o algún fertilizante líquido. A partir del día 10 sigue mojando las pacas sólo con agua y que sigan estando húmedas. Toma la temperatuda de dentro de las pacas y cuando sea la misma que la temperatura exterior, están listas para ser usadas.

Prácticamente cualquier cosa que cultives en las pacas de paja crecerá correctamente. Además verás que en las pacas las plantas crecen más rápido que en la tierra, aunque en los climas templados y calientes el desarrollo de las plantas es mayor que en los climas fríos. Se debe dejar el mismo espacio entre plantas como si cultiváramos en la tierra.

Cuando vayamos a trasplantar simplemente quitamos la paja y dejamos un hoyo de unos 30 cm de diámetro y otros 30 de hondo (en las tomateras es mejor dejar unos 50 ó 60 de hondo), ponemos la planta, rellenamos con tierra y cubrimos con la paja que hemos quitado al hacer el hoyo. Regamos bien.

Las plantas de los fardos reciben menos nutrientes que las que tenemos en la tierra, por lo que deberemos nutrirlas con compost o tés y aportar buenas cantidades de nitrógeno para que no tengan carencia de nutrientes (como hacemos cuando sembramos en macetas).

Igualmente es importante mantener los fardos con cierto grado de humedad. Lo mejor es poner un sistema de riego por goteo.

huerto paja

.

Algunos beneficios que tiene cultivar en los fardos de paja:

Es muy sencillo de mantener, pues no requiere laboreo en la tierra. Ideal para principiantes o personas que no pueden dedicar mucho tiempo a su huerto.

No nos preocupamos de las hierbas no deseadas o adventicias, apenas nos molestarán.

Para los niños, personas mayores o con problemas de espalda o rodillas es muy fácil de practicar la horticultura con este sistema. No es necesario hacer trabajos en la tierra y tampoco hay que agacharse mucho.

Si no estás seguro sobre el suelo en el que vas a cultivar porque pueda contener metales pesados, o porque es demasiado arenoso, arcilloso, con muchas piedras, etc. este sistema también es una opción a considerar.

Además se puede incorporar a huertas convencionales y en balcones para añadir distintos niveles, crear microecosistemas y aprovechar mejor el espacio en diferentes alturas.

Las pacas duran alrededor de 2 años

Si tienes acceso a pacas o fardos de paja, te recomiendo que pruebes y experimentes con este tipo de cultivo.

AQUÍ puedes ver manuales para tu huerta

Síguenos a través de Twitter, Google +, Pinterest, Facebook y recibe gratis el boletín semanal

 

3 respuestas a ¿Cómo se cultiva en pacas o fardos de paja?

  1. Natalia a dicho en 17 junio, 2014

    Mi opinión es que este sistema es una mala idea. Para la descomposición de la paja (altos niveles de carbono) y que tendrá lugar en cuanto haya humedad, aunque , eso sí, muy lentamente, se necesitará nitrógeno. La materia orgánica composta, se descompone, con una relación carbono nitrógeno de 10 partes de carbono por una de nitrógeno, aprox. Como la paja es todo carbono capturará todo el nitrógeno disponible de donde sea para descomponerse, bloqueandolo para las plantas (luego, cuando toda esa paja se descomponga volverá a liberarlo, pero eso llevará un año o así). este fenómeno ocasiona en las plantas lo que se denomina “hambre de nitrógeno” , es decir falta de este nutriente primordial. Por eso yo recomiendo incluso retirar (e incorporar al montón del compost) la paja que usemos en el huerto como mulching…no arar la tierra con ella.

    • Hola Natalia,
      Precisamente, durante las dos semanas previas al inicio del cultivo en los fardos de paja se procede a su descomposición por medio de los riegos. Por otra parte, en el artículo también indico que se debe aportar compost y nitrógeno extra.

      Te recomiendo que pruebes este tipo de cultivo con las pautas que doy para que puedas experimentarlo y ver los buenos resultados que ofrece.

      ¡Un saludo!

  2. Me parece interesante hacer un cultivo sobre este sistema de producción hortícola y mas interesante es si este sistema se utiliza en un sistema de agricultura protegida sustituyendo los sustratos y además si se tiene un ahorro en el agua de riego, al mismo tiempo un ahorro en fertilizante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *