Cultivo del calabacín o zucchini en el huerto ecológico

Publicado en Agricultura Ecológica, Blog | Sin Comentarios »

cultivo calabacin

Cultivo de calabacín o zucchini en el huerto ecológico. El calabacín, Cucurbita pepo L., es el fruto en baya de una planta hortícola anual de porte rastrero y originaria de América que pertenece a la familia botánica de las Cucurbitaceae, igual que el melón, la calabaza o zapallo y la sandía.

Hay multitud de variedades de calabacín diferentes: alargados, redondos, jaspeados, verde claro y verde oscuro, blancos, amarillos… procura elegir una variedad ya adaptada a tu zona porque así te ahorras problemas de plagas y enfermedades, bajo rendimiento, etc. durante su cultivo.

El calabacín es una hortaliza de temporada de primavera, verano y otoño. Y para disfrutar de su sabor y propiedades nutricionales en infinidad de recetas de cocina, qué mejor que un calabacín ecológico y de cercanía (cultivado por nosotros).

Vamos a ver qué requisitos y cuidados se necesita para cultivar calabacín o zucchini en el campo y en huertos urbanos.

.

Cultivo del calabacín o zucchini

cultivo zucchiniSiembra: podemos comenzar a cultivar calabacín sembrando las semillas directamente o preparando semilleros o plantines. La temperatura óptima para que germinen las semillas de calabacín está entre los 20 y los 25 ºC. En los calendarios de cultivo puedes ver cuándo es el momento óptimo de sembrar. Deja un espacio aproximado de 1 m² a cada planta.

Asociaciones favorables: podemos cultivar calabacín o zucchini junto a otras hortalizas como acelgas, judías verdes, maíz y aromáticas como mejorana u orégano. Consulta la tabla de asociación de cultivos para ver qué asociaciones no se recomiendan.

Suelo: esta hortaliza requiere de suelos con pH entre 5.5 y 6.7, con buen aporte en materia orgánica y drenaje. Puedes usar humus de lombriz o compost para aportar nutrientes a la tierra y favorecer su fertilidad.

Maceta o container: si vas a cultivar esta planta en macetas o mesa de cultivo en un huerto urbano, éstas deben tener entre 30 y 40 cm de profundidad para permitir un buen desarrollo de la raíz principal y las secundarias que van desarrollándose durante el crecimiento de la planta.

Clima: suele dar mejores resultados el cultivo del calabacín con climas entre los 17 y 30 ºC. Las temperaturas por debajo de los 8ºC pueden ocasionar daños en la planta y los frutos e incluso estancar su desarrollo, aunque es cierto que hay variedades de zucchini mejor adaptadas a temperaturas relativamente bajas. Para la floración la mejor temperatura está entre los 20 y 25 ºC, como en la germinación.

Luz: se puede decir que es un aspecto importante a tener en cuenta a la hora de cultivar calabacines. Esta planta va a tener mejores rendimientos si está ubicada en una zona donde reciba luz directa, cuantas más horas mejor.

Riego: asegúrate de que, tanto si vas a cultivar calabacín en maceta o directamente en la tierra, hay un buen drenaje del agua, porque aunque esta planta puede ser más exigente en cuanto a cantidad de agua durante la formación de frutos, el exceso de humedad constante puede producir daño en las raíces o problemas en la fecundación de las flores mientras que la falta de agua puede producir la caída de las flores. El zucchini requiere de riegos regulares y es una planta exigente en este sentido. Es preferible optar por el riego por goteo o exudación para no malgastar agua y evitar su exceso o su defecto.

Plagas y enfermedades: las plagas más comunes con las que nos podemos encontrar durante el cultivo del calabacín son de pulgón, trips, mosca blanca o araña roja. En cuanto a las enfermedades, son comunes la botrytis o podredumbre y el oídio. Tanto las enfermedades como las plagas se pueden prevenir y tratar con métodos agroecológicos, mira aquí.

Cosecha: dependiendo de la variedad de calabacín o zucchini que estamos cultivando y de si las condiciones de cultivo han sido favorables o no, en un periodo aproximado de 80 días tras la siembra ya podemos empezar a degustar en multitud de recetas de cocina nuestros sanos y deliciosos calabacines ecológicos.

Únete a otros hortelanos que ya están disfrutando de sus huertos ecológicos con la ayuda de nuestro libro “Huertos urbanos y macetohuertos” en el que encuentras mucha información útil sobre horticultura ecológica urbana, ¡consíguelo ahora!.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *