MENUMENU

Bálsamo labial casero: receta paso a paso para hacer un bálsamo que hidrata y previene labios secos o agrietados

Publicado en Blog, Remedios caseros | No Comments »

balsamo labial

En los meses más fríos se nos agrietan los labios, y en el verano porque se nos secan por el sol y el agua de la playa y la piscina y terminan agrietándose también. Merece la pena tener a mano este bálsamo o cacao labial casero que te enseño a hacer paso a paso para que puedas lucir unos labios hidratados, cuidados y perfectos.

Cuando la piel pierde hidratación la epidermis sufre la falta de agua, se pone tirante, rugosa y puede descamarse. La piel de los labios es más fina que en el resto del cuerpo, por eso sufre y se debilita fácilmente ante factores climático-ambientales y reacciones internas del organismo (como por ejemplo deshidratación).

El padecimiento suele ir en aumento, sólo los notas los labios secos, pero pronto comienzan a doler, agrietarse y hasta escamarse. Puede que se quiebren al sonreír o comer, sangren y, por supuesto, duele muchísimo porque es una zona muy sensible.

Los factores externos que con mayor frecuencia suelen estropear más los labios son el frío intenso, el calor seco, el viento, la exposición al sol. Pero también se resecan cuando nos falta hidratación por beber poca agua, por la falta de vitaminas (A, B y C), por mala digestión o incluso reacciones alérgicas a algunos alimentos.

La falta de hidratación, tanto por dentro como por fuera, hace que la piel pierda elasticidad y suavidad, que se vea apagada y sin brillo. Descubre cómo puedes hidratar tus labios con ingredientes naturales para resaltar su belleza.

Lee Cómo eliminar piojos y liendres de manera natural

.

Cómo hacer un bálsamo labial casero

En esta ocasión voy a darte la receta más sencilla que utilizo. Consta únicamente de tres ingredientes: cera de abeja, aceite de oliva virgen extra y vitamina E. En otras ocasiones he utilizado aceite de coco y aceite de argán en lugar del aceite de oliva virgen extra.

Lo primero que necesitas es cera de abeja, que tiene propiedades hidratantes, antiinflamatorias, antibacterianas y antioxidantes. La cera capta humedad y protege al piel, por lo que se utiliza en casi todos los bálsamos labiales, tanto naturales como comerciales.

Necesitarás también Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE). Trata de conseguir uno ecológico y de primera prensión en frío, ya que conserva los antioxidantes, vitaminas y ácidos grasos.

Y también necesitarás Vitamina E. Que se vende en gotas o cápsulas.

Las proporciones de estos ingredientes principales no varían demasiado, para un botecito pequeñito necesitarás aproximadamente 5 gr. de Cera, 15 gr. de Aceite y 3 gotas de Vitamina E.

A partir de aquí, puedes agregarle otros componentes como:

  • Miel de abejas, cuanto más pura mejor, que servirá como hidratante y para suavizar la piel.
  • Flores de caléndula secas, que tienen propiedades calmantes, antiinflamatorias, antioxidantes, cicatrizantes y antibacteriales.
  • Hojas de romero secas, que tiene propiedades antioxidantes, antiinflamatorias y refrescantes.

Modo de elaboración paso a paso:

  1. Ante todo, desinfectar todo lo que vas a usar en la preparación y envasado, incluyendo la superficie en la que vas a trabajar. Tienes que vaporizar todo con alcohol y esperar a que esté bien seco (no secarlo, esperar a que se seque).
  2. La cera tendrás que derretirla a baño María a fuego lento (pones la cera en un recipiente seco y sumerges el fondo de ese recipiente dentro de otro donde el agua se vaya calentando lentamente, sin que el agua entre en el recipiente donde está la cera). Te aconsejo que ralles la cera para que así se derrita fácilmente. La vas removiendo hasta que esté bien derretida.
  3. A la cera derretida le añades el aceite, sin dejar de revolver. Si ves que queda demasiado dura la mezcla puedes agregar un poquito más de aceite.

Si la idea es agregarle alguna de las hierbas que mencionamos anteriormente, debes dejar las hierbas en remojo dentro del aceite de oliva durante una hora y después filtrar el aceite, de modo que sólo quedarán los aromas y propiedades de las especias, pero no los pétalos u hojas.

  1. Apagas el fuego y revuelves un poco más. Si le vas a agregar una cucharada de miel, este es el momento, y vuelves a revolver hasta integrarla.
  2. Viertes la mezcla en los recipientes que tengas preparados, de vidrio y con tapa. La mezcla aún está caliente, sino se solidificará ahí mismo en cuanto empiece a enfriarse.
  3. Los metes en la heladera o frigorífico hasta que se solidifique y ¡ya tienes tu bálsamo labial casero listo para usar!

balsamo labial casero

.

Lee Cómo hacer champú casero para cabello graso

.

¿Cuánto tiempo dura un bálsamo labial casero?

El bálsamo o cacao labial que acabamos de detallar puede durar más de un año, seguro lo acabarás antes si utilizas las proporciones justas. Por tratarse de un producto natural que sólo lleva grasas (no se añade nada de agua), no necesita conservante. La vitamina E actúa como antioxidante, por lo que los aceites tardarán mucho en oxidarse y enranciar.

Si cuidas bien del primer paso (descontaminar todos los utensilios y espacio de trabajo) y evitas incorporarle una fase acuosa (como jugos para darle sabor o algún otro para que tenga una consistencia diferente) puede que se contamine y los microorganismos desencadenen una descomposición.

.

Lee 10 maneras de utilizar el Aloe Vera o Sábila

.

Beneficios de hacer tus propios bálsamos labiales

Ante todo, te garantiza que sean saludables y efectivos. Hay varias recetas más o menos complejas e incluso con otros ingredientes como manteca de cacao o manteca de karité. Lo importante es que sean sustancias grasas, por lo que no necesitan conservantes y, por lo tanto, están libres de parabenos.

Resulta en una gran ventaja que puedas hacerlos en cantidad y personalizarlos con etiquetas o dibujos en los frasquitos, siendo un buen regalo para tus amigas y un detalle para familiares que, seguro, volverán a pedírtelo.

También hay varios agregados que puedes hacerle, como color y sabor, sin embargo preferimos dejar la receta más natural para cuidar la salud y la belleza propia de unos labios bien cuidados, sanos y protegidos.

Por último, es muy común que en algunas épocas se nos resequen y quiebren los labios, pero si los problemas y dolores perduran, y no encuentras motivo directo (el clima o la hidratación), consulta a un médico. Hay inflamaciones complejas, como diferentes tipos de queilitis, que pueden requerir un tratamiento específico.

Lee Cómo hacer una crema reparadora para las manos estropeadas

Fuentes

  • Academia Española de Dermatología y Venereología
  • The Cosmetics – Dra.María Ugia

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *